Inicio » Tiempo Ordinario - Ciclo C » Séptimo Domingo de Tiempo Ordinario – Ciclo C

Séptimo Domingo de Tiempo Ordinario – Ciclo C

Reflexionando sobre Luke 6: 27-38

Una de las experiencias más agradables que disfruté cuando era maestra era el pasar tiempo en el comedor para el personal de la escuela. Ahí era donde, al final del día, los maestros contaban sus adorables historias de sus chistositos niños de primer grado, o los maestros que tenían los grados más altos compartían sus retos de hacer que la historia fuese interesante para los chicos de secundaria quienes estaban más interesados en quitarse las sillas unos a otros para hacerse caer al suelo.

Pero la parte más difícil (y ahora viendo hacia atrás, más valiosa) de ese tiempo era el aprender de aquellos maestros más experimentados. Un día estaba felicitándome a mí misma de haberme defendido de una niña de cuarto grado quien me había estado hablando irrespetuosamente. Esa niña recibió mi mirada más humillante, y después, en su silencio, una larga tarea para terminar en casa.

“Pues bien,” dijo una venerada y muy querida miembro de la facultad. “Yo creo que la avergonzaste porque tú eres más grande y tienes la autoridad. Yo nunca trato de ridiculizar o rebajar a un estudiante, no importa que tan ofensivo sea, solamente porque puedo hacerlo. Existen otras maneras de disciplinar sin tener que humillar a un niño.”

¡Ay! Su corrección fue directo a mi corazón, y directo a ese lugar donde cambia el comportamiento. Espero nunca más desde ese día haber usado cualquier autoridad que se me haya dado para rebajar a nadie, especialmente a alguien inofensivo.

Es lindo ver como San Lucas va directo al grano, muy al comenzar del evangelio, a asegurarse que recordemos que tan profundamente Jesús desea que comprendamos esto. Oren por aquellos que los tratan mal, nos dice Jesús. Bendigan a aquellos que los maldigan. Hagan el bien a aquellos que los odian.

Es exactamente lo opuesto de lo que queremos hacer. Es totalmente contradictorio. Del mismo modo, si te pones a pensar, es la cruz. Mas por medio de tan maravilloso amor, el mundo fue salvado.

¿Qué gracia has encontrado al orar por aquellos que te han lastimado?

Kathy McGovern ©2019

Kathy McGovern © 2014-2015

Tiempo Ordinario - Ciclo C

No hay comentarios to “Séptimo Domingo de Tiempo Ordinario – Ciclo C”

Dejar un comentario

Usted debe estar conectado en publicar un comentario.