Inicio » Tiempo Ordinario - Ciclo B » XXXIII Domingo de Tiempo Ordinario – Ciclo B

XXXIII Domingo de Tiempo Ordinario – Ciclo B

18 noviembre 2015

Reflexionando sobre Mark 13: 24-32

Me pregunto si todavía lo podre localizar.  A.  Aquí esta.  Un retrato muy antiguo y descarapelado se encuentra al fondo de mi archivo titulado “Literatura Apocalíptica”.  Ojeo los papeles del Libro de Daniel, con sus grandes historias de ángeles en el horno ardiente, y leones hambrientos que se acostaron a dormir a los pies de Daniel en su guarida.  Me encantan estas historias, escritas en un tiempo de gran peligro, acerca del poder salvador de Dios.

Y también, por supuesto, esta mi grueso, jugoso archivo  del libro de Revelación.  Lagos de fuego.  Siete sellos y siete trompetas.  Los cuatro jinetes.  Una nueva Jerusalén.

Me encanta como se oye eso.  Si alguna vez ha existido una ciudad, con su historia asediada, que implora ser hecha nueva, esa sería Jerusalén.

Conservo el hermoso retrato, me fue obsequiado por un devoto cantante evangélico de Oklahoma hace ya cuarenta años.  Fue tomado durante un tornado.  Después que lo revelaron, la familia creyente se quedo sin aliento.  Ahí, en medio de las nubes profundamente oscuras, hay una figura vestida de blanco, justo ahí, en medio de la tormenta.

He sostenido ese retrato muy de cerca de través de los años, a través de tiempos de enfermedades estremecedoras y perdidas devastadoras.  Tal vez sea un truco de la luz.  Tal vez sean los vapores dando vueltas alrededor del torbellino.  Pero yo elijo creer que la imagen es una de tantas interminables señales para nosotros de la cercanía de Dios.

Verán al hijo del Hombre venir de entre las nubes, se lee en el borroso subtitulo, escrito en un antiguo letrero, décadas antes de que existiera la computadora personal.  Mi experiencia me obliga a agregar las palabras de Jesús durante su ascensión. “Y por mi parte yo estaré con ustedes todos los días, hasta el final del mundo.”

¿Qué momentos de su vida recuerda usted como claras señales de la presencia consoladora de Dios?

La Historia y Usted ¡ahora en línea! Visita www.lahistoriayusted.com

Kathy McGovern © 2014-2015

Tiempo Ordinario - Ciclo B

No hay comentarios to “XXXIII Domingo de Tiempo Ordinario – Ciclo B”

Dejar un comentario

Usted debe estar conectado en publicar un comentario.