Inicio » Tiempo Ordinario - Ciclo B » Vigésimo Noveno Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo B

Vigésimo Noveno Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo B

19 octubre 2012

Reflexionando sobre Evangelio según San Marcos 10:17-27

¡Y vaya que las lecturas de Marcos pueden ser  tentadoras y frustrantes! Si Marcos escribe en la Roma de los finales del año 60 (y la tradición nos enseña que Pedro es el testigo ocular de esos primeros Evangelios),¿ es posible que la palabra haya alcanzado  Roma cuando Santiago sufrió su martirio por Herodes Agripa alrededor del año 44  D.C.? Recuerde que de hecho, Jesús predijo ese tipo de muerte cuando le dijo a los dos hijos del Zebedeo que ellos compartirían su cáliz en su propia muerte (Marcos 10,39).

Me encanta leer secciones de las escrituras en las traducciones contemporáneas del experto Eugene Peterson, titulado El Mensaje. He aquí la forma en la que nos relata la historia del martirio de Santiago.

Es así como Herodes le vino a la mente perseguir a algunos miembros de la iglesia. Asesinó a Santiago, el hermano de Juan. Cuando se dio cuenta cómo aumentó su popularidad entre los judíos, arrestó a Pedro—todo esto sucedía durante la semana de los Ázimos, eso sí—y lo envió a la cárcel. Herodes estaba planeando un linchamiento público después de la Pascua (Hech 12, 1-4).

Si solo le hubiésemos dado un poquito más. Santiago es el único apóstol cuyo martirio es relatado en las escrituras. La tradición nos dice que la crucifixión de Pedro, y los relatos de la muerte de otros apóstoles no son bíblicos pero si resultan preciosos para la Iglesia.

Pienso que la investigación MÁS importante es sobre el martirio de Juan. Jesús dice que ambos hermanos beberán del mismo CALIZ, pero ¿qué sucede a Juan?  El parece desvanecerse después del Concilio de Jerusalén en el año 50 D.C. (Gálatas 2.6-10) o ¿no es así?

Ve a Google y escribe “Juan, el hijo de Zebedeo” y salta uno de los misterios más enigmático de la escritura. Después, únete a la conversación aqui con católicos alrededor del país sobre este fascinante tema.

¿Te has sentido más cerca de Jesús en el tiempo que experimentas tu propio sufrimiento?

Inscríbete hoy mismo y únete a la conversación.

Yo he venido para echar fuego sobre la tierra; y ¡cómo quisiera que ya estuviera ardiendo! (Lucas 12:49)

Traducido por: Sylvia Gould

La Historia y Usted ¡ahora en línea! Visita www.lahistoriayusted.com

Kathy McGovern © 2014-2015

Tiempo Ordinario - Ciclo B

No hay comentarios to “Vigésimo Noveno Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo B”

Dejar un comentario

Usted debe estar conectado en publicar un comentario.