Inicio » Tiempo Ordinario - Ciclo C » Trigésimo Tercer Domingo del Tiempo Ordinario

Trigésimo Tercer Domingo del Tiempo Ordinario

13 noviembre 2010

Reflexionando Sobre Lucas 21:5-19

Mi amiga Joanny fue la primera de mis amigas en tener su hijo tiempo atrás en los 70s. Todavía recuerdo lo sorprendida que estaba de ver como ella ignoraba todas las señales de ese tiempo – la reciente crisis en Biafra, la guerra en Vietnam, el embargo de petróleo, el horror del ataque palestino durante los juegos olímpicos en Munich, la erupción del volcán en Monte Etna.

¿Cómo es posible que ella estuviera pensando en tener una familia cuando todas las profecías de Jesús estaban claramente pasando en esos momentos? Guerras, hambre, terrorismo, volcanes. Por supuesto que no era posible que empeorara la situación, aparte que acaso ella no leyó el mismo artículo que yo leí en la escuela sobre como ya no habría agua potable, ni aire para cuando nosotros llegáramos a nuestros cuarenta.

Pero como fueron pasando los años algo aún más sorprendente sucedió, todos mis amigos empezaron a tener hijos. Estaba sorprendida de su esperanza, de su optimismo debido a la fe que Dios es el Dios de los vivos y su vocación era perpetuar la vida.

Esto fue lo que finalmente me llevó a aprender como leer las Escrituras, por supuesto que el Evangelio de Lucas es eterno, y Jesús está en lo correcto. Siempre van a existir cosas malas, y Jesús es Señor por siempre para todos los que esperan en Él.

Compartiendo la Palabra de Dios en el Hogar:

¿De qué manera experimentas una tensión entre la fe y el miedo?

Y TÚ ¿qué opinas sobre esta pregunta ó sobre las lecturas de hoy, ó sobre las columnas del año pasado? ¡Las conversaciones sagradas están encendiendo el fuego de Pentecostés!

Inscríbete hoy mismo y únete a la conversación.

Yo he venido para echar fuego sobre la tierra; y ¡cómo quisiera que ya estuviera ardiendo! (Lucas 12:49)

Traducido por: Wendy Feliz


Kathy McGovern © 2014-2015

Tiempo Ordinario - Ciclo C

No hay comentarios to “Trigésimo Tercer Domingo del Tiempo Ordinario”

Dejar un comentario

Usted debe estar conectado en publicar un comentario.